Antes/después de una reforma con fachada ventilada

La fachada es la enseña del edificio que hace posible la diferenciación en su entorno. Pero, como bien dicen… ¡no todo es fachada! Aparte de ser una parte estética muy importante,también protege de los agentes meteorológicos aportándonos intimidad y seguridad a sus habitantes.

Hoy en día, la fachada ventilada de cerámica por anclajes se está imponiendo como opción para exteriores por su eficiencia, estética e innovación. Como se observa en las siguientes imágenes sobre el antes y después de una reforma con este tipo de revestimiento, este cambio aporta un valor estético más elegante y actualizado y una personalidad propia al edificio.

Antes y después fachada ventilada Discesur

Pero, ¿qué es una fachada ventilada y cuáles son sus beneficios? Este cerramiento exterior es un sistema constructivo,que se caracteriza por separar la función impermeable de la función de aislamiento térmico. ¿Cómo? Creando una cámara de aire en movimiento entre la pared revestida y el paramento exterior de revestimiento. Los elementos constructivos que hacen posible este efecto son:

  • Revestimiento: que actúa como elemento de soporte.
  • Estructura metálica de soporte y elementos de fijación: un buen sistema de anclaje es esencial.
  • Cámara ventilada: una cámara de aire que permite la función térmica.
  • Muro del edificio con aislamiento: acabado exterior conformado por placas de diversos materiales, creando juntas abiertas que permiten la renovación de aire.

fachadas ventiladas Discesur

El fenómeno que permite la circulación del aire dentro de la fachada de las placas exteriores es el efecto chimenea, obteniéndose así un ahorro energético de hasta el 30% (tanto en refrigeración como en calefacción).

En los meses de verano, el sol incide en las placas exteriores de la fachada ventilada calentando el aire de la cámara que asciende por convección y permite que el aire frío invada la cámara. Este efecto evita un aumento de la temperatura en el interior y consigue un ahorro energético en sistemas de refrigeración.

En los meses de invierno se produce el efecto contrario. En esta época, el aire de la cámara se calienta, pero no lo suficiente como para que éste ascienda, con lo cual el aire caliente se mantiene en el interior de la fachada. Además, el aislante elimina todo puente térmico con el exterior, funcionando como un acumulador de calor.

La existencia de la cámara de aire, además, funciona de aislamiento acústico (reduciendo el ruido un 20%) y permite la impermeabilización (eliminando las humedades de los muros y fluorescencias).

Fachada ventilada Discesur

En resumen, el secreto de las fachadas ventiladas está en la cámara de aire. Los beneficios que aporta son innumerables. Además, la existencia de juntas entre las piezas de fachada ventiladaevita los problemas típicos de la dilatación. Por este motivo,estas fachadas presentan un buen aspecto durante más tiempo. Por otro lado, la eliminación del puente térmico entre exterior y edificio, reduce los movimientos de las estructuras de los edificios, porque éstas no sufren posibles dilataciones a consecuencia de los cambios térmicos.

Cumpliendo de manera perfecta las exigencias de protección térmica, de ahorro de energía y de protección del medioambiente, en Discesur trabajamos con los mejores proveedores en sistemas de fachadas ventiladas. No dudes en contactar con nosotros, si tienes en mente un nuevo proyecto o la reforma de un edificio con fachada ventilada. Este cambio a mejor, sin duda, es la solución que estás buscando.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *